Generalmente el salpicón se prepara utilizando carnes ya cocidas o asadas frías, de clases diferentes, cortadas a dados del tamaño de garbanzos.

A estas carnes de les añaden cebolla picada, huevos duros cortados de un tamaño aproximado al de las carnes, pimientos asados, pelados y sin semillas también cortados como las carnes, tomate crudo algo maduro, pelado sin semillas y picado; todo ello, aliñado con aceite, vinagre, perejil picado, sal y un poquito de pimienta molida.

Debe resultar un sazonamiento jugoso, pero sin caldo.

En verano sírvase lo más frío posible.

 

 

{cont